Para estar al día sobre noticias financieras

  • ¿Cómo reducir costes en tu empresa?
13/06/2017

¿Cómo reducir costes en tu empresa?

Para hacerse un hueco en mercados cada vez más competitivos y con presión de las multinacionales, las pymes y autónomos españoles buscan de todos los modos posibles ahorrar en costes para mejorar el margen de ganancia, poder contratar nuevos empleados y hacer crecer de esa forma el negocio.

Cómo reducir costes

- En primer lugar, revisando los grupos de cotización en los están que inscritos los empleados. En determinados sectores o trabajos la cotización es más alta que en otros, por lo que se debe revisar que el grupo o categoría profesional en el que se incluyan sea el correcto y el que más beneficia a la empresa.

- La contratación de personal en prácticas o de becarios es otra opción posible para el ahorro de costes laborales. Obviamente, hay puestos en la empresa que en modo alguno, por su importancia o valor estratégico, deben dejarse a becarios. Pero otros sí son rentables aun con personal menos experto, con la adecuada tutorización y formación permanente, lo que redunda en un ahorro salarial que beneficia a la financiacion de otros proyectos de la empresa.

- Buscar exenciones fiscales e incentivos a la contratación. Existen colectivos como las mujeres maltratadas o los discapacitados, y tipos de empresa como las familiares o las start ups, que se benefician de ayudas especiales, lo que es otra opción de ahorrarse un buen dinero.

- Revisar el valor catastral del inmueble en el que radica tu empresa. Desde 2009, el precio del suelo ha caído a la mitad y muchas tasas e impuestos municipales, como el IBI o el IAE, dependen del valor catastral del terreno y del inmueble. 

- Las inversiones en I+D+i son siempre una ventaja, en primer lugar, porque redundan en una mayor eficacia y modernización de la empresa. Pero es que, actualmente, existen ayudas y rebajas fiscales en las inversiones de innovación y en los proyectos tecnológicos punteros. Un buen asesor puede apoyar a las empresas para que desgraven por esta cuota muchos gastos que, de otra forma, acabarán pagando fiscalmente. Es, sin duda, un terreno desconocido en el que puedes ahorrar costes.

- El comportamiento ecológico no solo es un elemento necesario para el medio ambiente y la protección del planeta, sino que también se ha convertido en una posibilidad para mejorar las cuentas de una empresa. Hay, por ejemplo, rebajas en el Impuesto de Sociedades para las empresas que contraten instalaciones sostenibles ambientalmente, por lo que simples compras para renovar o mejorar la calidad de materiales de la empresa pueden también desgravarse.

- Finalmente, el último consejo es renovar el catálogo de proveedores. En muchas ocasiones, las ofertas iniciales y descuentos por compras grandes desaparecen una vez que una firma ya es cliente habitual. Buscar nuevos proveedores mejora el margen de ganancia, ajustando los costes de la compra de los productos básicos.